LLÁMENOS AHORA

domingo, 21 de mayo de 2017

El engaño de Sokal, replicado

Peter Boghossian
En 1996 el físico Alan Sokal envió a la revista postmoderna Social Text un pseudoartículo científico que era un popurrí de incoherencias sacadas de la mecánica cuántica y de la jerga de los filósofos franceses como Derrida, Lacan o Irigaray concluyendo que la gravedad cuántica era un construcción social. El artículo se publicó con todos los parabienes. Los detalles los podéis leer en este artículo de Naukas.

Pues bien, se acaba de publicar en la revista Cogent Social Science un artículo titulado: “El Pene conceptual como una construcción social” que es también un engaño (está disponible en abierto). Los autores reales del artículo son el físico James Lindsay y el filósofo Peter Boghossian y explican en este artículo de Skeptic cómo lo escribieron. Han utilizado la típica jerga de los estudios de genero, la “toxicidad masculina”, cosas que se sacan de la manga como la sociedad pre-post patriarcal, culpan al pene conceptual del cambio climático, dicen que el manspreading es una violación del espacio vacío alrededor, y se inventan parte de las referencias con el generador postmoderno, disponible en Internet. Lo que pretendían demostrar es el bajo nivel de estos estudios de genero y que se publica en estas revistas cualquier cosa que encaja con las ideas postmodernas sobre el género. Evidentemente lo han conseguido.

La explicación que dan los autores del artículo para que pueda ocurrir una cosa así es doble. Por un lado está el problema de que la revista en la que han publicado es una revista “pay-to-publish”, es decir que el dinero que los autores pagan para que se publiquen los artículos es la fuente de ingresos de la revista, lo cual supone un evidente conflicto de intereses (sin embargo Lindsey y Boghossian dicen que no han pagado un duro). Para evitar este conflicto estaría la revisión por pares, y serían éstos los que decían si el artículo tiene la calidad necesaria para ser publicado. La segunda razón para la publicación es que los criterios que se siguen no son, por supuesto, “científicos” (hablar de ciencia en este campo no tiene mucho sentido) sino morales: se apoya cualquier sinsentido que sea compatible con las convicciones morales de los editores. La ortodoxia moral, el deseo de un determinado mundo moral es determinante para la publicación en el campo de los estudios de género. Y una de las creencias casi-religiosas en este campo es la idea de que la masculinidad es la raíz de todo mal.

James Lindsey
Podéis ver aquí algunas de las reacciones de la gente de la ideología de genero ante el engaño. Algunas son muy curiosas como que los autores han acertado aunque han intentado con todo su esfuerzo hacer algo absolutamente incoherente y sin sentido, que todo es porque se paga por publicar (lo cual debería hacer desaparecer todas estas revistas por falta de credibilidad), que es un caso aislado, que no representa a los estudios de genero. Sobre este último punto tenéis en ese mismo artículo referencias de la cuenta The New Real Peer Review de Twitter donde veréis ejemplos de estudios reales con revisión por pares publicados en esta disciplina.

¿Y qué repercusión va a tener esto? Pues si el engaño Sokal no ha tenido prácticamente ninguna después de 20 años, no creo que “el pene conceptual como construcción social” haga reflexionar a nadie. Los estudios de género están adaptados al ecosistema moral de moda y no creo que el hecho de que un artículo incoherente sea indistinguible de los artículos reales que se publican en este campo vaya a hacer cambiar la opinión de nadie. El tiempo dirá.

@pitiklinov


Tu centro de psicología en Zaragoza

Siguiendo nuestra filosofía de acompañantes en el proceso, hemos creado un espacio con diferentes estancias. ¿Quieres conocer nuestras instalaciones?.

Safe Creative #1604150228643

AVISO LEGAL · LSSI · POLÍTICA DE COOKIES · POLÍTICA DE PRIVACIDAD Dentista en Zaragoza | Psicólogos Zaragoza | Psicólogos en Zaragoza



Este sitio emplea cookies como ayuda para prestar servicios. Al utilizar este sitio, estás aceptando el uso de cookies. OK Más información